Mezclas para hornear ya preparadas: Nutrición integral fresca y sabrosa, opcionalmente también baja en grasas y carbohidratos.

Mezclas para hornear ya preparadas: Nutrición integral fresca y sabrosa, opcionalmente también baja en grasas y carbohidratos.

Productos alimenticios sanos, prácticamente sin carbohidratos y sin gluten

Dietética y productos saludables

El término «dietética» se deriva de las palabras del griego antiguo διαιτητική «enseñanza del modo de vida» y δίαιτα díaita «estilo de vida, modo de vida, sustento». La dietética comprende todos los aspectos de un modo de vida regulado. De este modo se define como la ciencia de la nutrición aplicada para el mantenimiento o la recuperación de la salud física y psíquica. Junto con la intervención médica y la medicación, se considera una de las tres terapias médicas.


El origen de la dietética se atribuye a Asia. Ya hace 3000 años, la antigua medicina india diagnosticó la relación entre la alimentación y las intolerancias asociadas. Casi al mismo tiempo, en la ciencia de la nutrición china tradicional se postulaba el efecto promotor de la salud de una composición nutricional equilibrada.

En Europa, las bases del modo de vida dietético se desarrollaron en el siglo IV a.C. con Hipócrates.

Según la tradición hipocrática, la dietética se caracteriza como un concepto global de salutogénesis: vida regulada, actividad corporal, alimentación sana. En la época imperial romana, Galenos retomó esta idea fundamental. A partir de ella desarrolló las bases de las «seis cosas no naturales» («sex res non naturales»):

  • Luz y aire (lux et aer)
  • Comida y bebida (cibus et potus)
  • Movimiento y reposo (motus et quies o bien exercitium)
  • Dormir y estar despierto (somnus et vigilia)
  • Secreciones y excreciones (secreta et excreta)
  • Estimulación del espíritu (affectus animi o bien accidentia animae)

Las ideas fundamentales de Galeno fueron continuadas en la Edad Media bajo influencia religiosa. Sobre esta base creció el interés general en una alimentación dietética en armonía con los calendarios lunares. También creció la popularidad de los libros de salud y cocina. Durante el Renacimiento, la ciencia de la nutrición sana experimentó un nuevo impulso gracias los nuevos conocimientos. La suposición de que los ámbitos individuales de la vida humana están conectados entre sí se fue sustituyendo crecientemente por enfoques diferenciadores y analíticos. Las materias nutricionales recibieron cada vez más atención. Diversas nuevas líneas nutricionales fueron despertando el interés en esta época. Entre otras también la macrobiótica. Christoph Wilhelm Hufeland escribió en 1796 la obra «Macrobiótica o el arte de prolongar la vida humana».


El significado de la dietética ha cambiado

Actualmente, dietética también es sinónimo de asesoramiento y cuidado selectivos de quienes se preocupan conscientemente por su salud mediante alimentos especialmente fabricados. El credo es el siguiente: Cuidado y promoción de la salud para aumentar el bienestar y la calidad de vida. La dietética es el planteamiento clave para la terapia o la profilaxis de enfermedades relacionadas con la alimentación.

El sobrepeso es frecuentemente la causa principal de muchas enfermedades relacionadas con el estilo de vida. No hay manera de evitar una dieta de reducción para reducir el peso corporal. Se cambia la alimentación por una dieta mixta reducida en calorías y se entrena un nuevo comportamiento alimentario. Los aspectos científicos sirven de base, por ejemplo, a la dieta Atkins, la dieta de la grasa según el Dr. Felix, la dieta del grupo sanguíneo o la dieta Max-Planck. Muchas enfermedades del tracto gastrointestinal se pueden tratar mediante la alimentación. Los efectos de la gastritis, celiaquía, intolerancia a la lactosa, estreñimiento o enfermedad de Crohn se reducen mediante la dietética. Se sigue una dieta normal de alimentos naturales e integrales y se evitan los alimentos que causan molestias. Además, se contribuye al tracto gastrointestinal con una alimentación «limpia» (Clean Eating) y una alimentación cetogénica. Con la alimentación cetogénica se modifica conscientemente el metabolismo energético en el cuerpo con una dieta baja en carbohidratos y rica en grasas.

Las enfermedades del hígado como el hígado graso o la cirrosis hepática pueden tener muchas causas. En este caso se recomienda una alimentación baja en grasas, rica en vitaminas y natural.

A veces, las enfermedades de los conductos biliares (cálculos biliares, etc.), del páncreas (pancreatitis crónica y aguda, etc.), de los huesos (osteoporosis) o las enfermedades metabólicas (Diabetes mellitus, fibrosis quística, dislipidemia, etc.) tienen como base una alimentación errónea.

Para tratarlas de forma preventiva a través de la dietética, se desarrollaron numerosas líneas nutricionales. Muchas de ellas aún se aplican actualmente para los más diversos síntomas: alimentación natural e integral, vegetarianismo, veganismo, crudismo, macrobiótica, combinación de alimentos, ciencia de la nutrición de la medicina tradicional china (TCM), alimentación según los cinco elementos, ciencia de la nutrición ayurvédica, cienc. La malnutrición o la desnutrición también puede tener causas fisiológicas. Comer apresuradamente puede ser responsable de suprimir la sensación de saciedad y de hambre.

Los medios que nos rodean pretenden estimular nuestras necesidades: el alcohol pretende relajarnos, el chocolate, generar sensación de felicidad y el helado, recompensarnos. La bebida y la comida por emociones están destinadas a sustituir otros estados de satisfacción. Pero el requisito para una dieta disciplinada sostenible es un enfoque holístico de la terapia para equilibrar tantos aspectos de la vida diaria como sea posible.

Las alternativas a los alimentos tradicionales están disponibles frecuentemente en forma de polvo

Muchas enfermedades, especialmente del tracto gastrointestinal, se deben a intolerancias alimentarias, intolerancias a determinados ingredientes o alergias. En muchos casos, el gluten, una proteína que se encuentra en muchos tipos de cereales, es el responsable de los síntomas de la celiaquía con dolor abdominal, diarrea y flatulencia. Por tanto, resulta lógico que los consumidores busquen alternativas a los alimentos tradicionales y convencionales, que no contengan determinados ingredientes. Otro aspecto importante es la reducción de peso que, por ejemplo, se puede apoyar con una dieta baja en carbohidratos. Por esta razón, los productos sin gluten y bajos en carbohidratos son muy demandados, especialmente si se pueden fabricar de forma sencilla.

Muchos de estos productos están disponibles por tanto en polvo, no pocos incluso como mezclas de polvos. Pero incluso mucho más frecuentemente, una mezcla de polvos forma parte de muchos alimentos dietéticos secos, húmedos o líquidos. En este contexto, la preparación del polvo tiene una importancia especial. Por ejemplo, mezclas de condimentos, aromas, colores naturales, fibra alimentaria, son los responsables de un sabor equilibrado y una buena digestibilidad. Los oligoelementos vitales como hierro, calcio, zinc, yodo, cobre, selenio, cromo, flúor, potasio, sodio, magnesio y fósforo deben prepararse, finamente distribuidos y desaglomerados, como premezcla. Esto también es válido para vitaminas, probióticos y prebióticos encapsulados. Para ello, amixon GmbH, con sede en Paderborn, fabrica siete diferentes sistemas de mezcla de precisión verticales con el mayor grado de producción interna. Esto convierte a amixon GmbH es un líder indiscutible de sistemas y calidad en este importante segmento.

© by amixon®. Texts and images are the property of amixon GmbH, Paderborn, Texte und Bilder sind Eigentum der amixon GmbH, Paderborn, Les textes et les images sont la propriété de amixon GmbH, Paderborn, Los textos e imágenes son propiedad de amixon GmbH, Paderborn